MENU
component-ddb-728x90-v1-01-desktop

Hombre alega que policía de West Linn lo acusó ilegalmente por denunciar a jefe de racismo

Michael Fesser talks about the lawsuit he filed against the West Linn Police Department, the former chief of police and two former detectives. He said he was discriminated against and was arrested for a crime he didn't commit. (KATU Photo)

WEST LINN, Ore. – Un hombre de Portland recibirá $600,000 tras llegar a un acuerdo luego de demandar al Departamento de Policía de West Linn, el ex jefe de policía y dos ex detectives, alegando que ellos fabricaron un caso y lo arrestaron por un delito que no cometió.

La demanda interpuesta por Michael Fesser alega que el ex jefe de policía Terry Timeus era amigo del ex jefe de Fesser y ambos orquestaron un plan para acusar a Fesser de robo. El motivo habría sido porque Fesser estaba por denunciar a su patrón por quejas de discriminación racial.

La demanda indica que Timeus actuó fuera de su jurisdicción para construir un caso falso y acusar a Fesser de robarle a su empleador.

Timeus está acusado de trabajar con el sargento Tony Reeves y el sargento Tony Poitras, ambos eran detectives del Departamento de Policía de West Linn, para construir el caso en contra de Fesser.

El 25 de febrero de 2017, Reeves, Boyd y los agentes de policía arrestaron a Fesser en Portland, en base a las falsas acusaciones en su contra y las afirmaciones de que los dos detectives tenían "causa probable" para su arresto, según la demanda.

La Oficina del Fiscal de Distrito del Condado de Clackamas confirmó el miércoles que está iniciando una investigación sobre las acciones policiales en el caso.

Unos siete meses después de su arresto, Fesser presentó la demanda contra su antiguo empleador.

El 16 de julio de 2018, Fesser presentó una demanda contra el Departamento de Policía de West Linn y sus tres ex empleados, en busca de daños por más de $2 millones.

El martes 11 de febrero, el Departamento de Policía de West Linn emitió un comunicado diciendo que había llegado a un acuerdo en el caso y que le pagaría a Fesser $600,000.

“La Ciudad de West Linn y el Departamento de Policía de West Linn no toleran ningún acto de discriminación o trato dispar por parte de sus empleados. En 2018, cuando las denuncias se presentaron por primera vez, se realizó una investigación interna y se tomaron medidas disciplinarias rápidas y apropiadas contra el personal”, dijo el departamento de policía en un comunicado. "A medida que avanzamos, el Departamento de Policía de West Linn se esfuerza por aprender tanto de nuestros errores pasados como de nuestros éxitos".

close video ad
Unmutetoggle ad audio on off

Trending